Día de la Audición: "Para oír de por vida ¡Escucha con cuidado!"




Académicos/as del Departamento de Ciencias de la Fonoaudiología destacan en esta columna que al año 2050, unos 2.500 millones de personas vivirán con algún grado de pérdida auditiva y 700 millones de ellas requerirán servicios de rehabilitación.

El 3 de marzo es el Día Internacional de la Concienciación de la Escucha Segura (Día de la Audición), cuyo lema este año es "Para oír de por vida ¡Escucha con cuidado!" (OMS). Para recalcar la importancia de cuidar este aspecto de la salud, los docentes del Departamento de Ciencias de la Fonoaudiología de la UTalca, Marifel Anzalone, José Ledezma, Daniela Quilaqueo y María José Quintana, se refieren a esta temática, que destaca la necesidad de “conservar una buena audición durante toda la vida” (OMS):

Es bien conocido que la audición es el sentido primario para el desarrollo óptimo del lenguaje, cognitivo y socioemocional. Este año el lema del Día Mundial de la Audición es “Para oír de por vida ¡Escucha con cuidado!, destacando la importancia de una atención otológica y audiológica oportuna, informar a la comunidad que muchas causas de pérdida de la audición son prevenibles y que las conductas de escucha segura pueden reducir el riesgo de pérdida auditiva asociada a la exposición de sonidos recreativos.

Para el 2050 se estima que 2.500 millones de personas vivirán con algún grado de pérdida auditiva y 700 millones de ellas requerirán servicios de rehabilitación (OMS). Esto es especialmente importante debido a que la pérdida de la audición puede menoscabar la salud física y mental, el éxito profesional, la seguridad, los nexos sociales y la calidad de vida en general. Así mismo, existe evidencia creciente que demuestra que un adecuado tratamiento de la pérdida de audición, ejerce una influencia positiva sobre la salud cognitiva de los adultos, retrasando incluso el inicio de la demencia (ASHA).

El avance tecnológico y clínico actual, ha propiciado que una gran población con hipoacusia sea beneficiada. Así mismo, se cuenta con medidas efectivas que previenen el desarrollo de ésta. Si nos centramos en la población juvenil, al menos 1000 millones de ellos están en riesgo de sufrir una pérdida auditiva evitable (OMS). Según Tamblay (2021), algunas de las medidas de prevención incluyen: 60 minutos de escucha, 60% de volumen y uso de auriculares supra aurales, además de una investigación de ruido ambiental en salas de clases, discotecas y bares.

Otras medidas preventivas son el cumplimiento de la normativa vigente sobre exposición a ruido en los espacios de trabajo, prestar atención a las señales de alerta que emiten algunos dispositivos cuando se supera el límite seguro de escucha, que el volumen de los dispositivos esté siempre por debajo de 85 dB e idealmente que tengan cancelación de ruido -debido a que estos dispositivos generalmente se usan en ambientes ruidosos- y la asistencia a un especialista en caso de sentir molestias auditivas.

Unidad de Audiología
Departamento de Ciencias de la Fonoaudiología
Facultad de Ciencias de la Salud UTalca