Académicas de Ciencias de la Salud participan en Mesa Técnica que presentará propuesta al Gobierno




Se trata de Erika Retamal, directora del Departamento de Salud Pública; Claudia Montoya, directora de la Clínica Fonoaudiológica y Carmen Gloria Zambrano, académica del Departamento de Kinesiología, quienes trabajarán en los grupos sobre Control de Pandemia y Rehabilitación de secuelados COVID, para el uso del Fondo Extraordinario de Salud.

Tres académicas de la Facultad de Ciencias de la Salud de la UTalca, están participando desde el lunes 14 de junio en la mesa técnica que la Cámara de Diputados organizó para redactar y presentar una propuesta al Presidente de la República para el uso de los recursos del Fondo Extraordinario de Salud, anunciado en la última cuenta pública presidencial.

Para ello se invitó a participar a las universidades y diversas asociaciones profesionales. “Las casas de estudio participarán con académicos/as expertos en las áreas Control de Pandemia, Rehabilitación de secuelados COVID, Salud Mental, Fortalecimiento de servicios y hospital digital y Reducción de listas de espera”, dijo el decano de la Facultad de Ciencias de la Salud UTalca, Carlos Padilla.

El decano además comentó que propuso al rector Álvaro Rojas a las siguientes académicas para dichos grupos: Erika Retamal Contreras, directora del Departamento de Salud Pública (Control de pandemia); Claudia Montoya Sepúlveda, directora de la Clínica Fonoaudiológica y Carmen Gloria Zambrano, académica de la Unidad de Cardiorrespiratorio del Departamento de Kinesiología (ambas para el grupo de trabajo sobre Rehabilitación de secuelados COVID).

El trabajo de la mesa técnica se extenderá hasta el 28 de junio con la presentación del documento final ante el Ejecutivo, que además quedará de base en el Congreso para la discusión del proyecto de ley del  "Fondo de Salud Extraordinario".

Erika Retamal, señaló que la mesa técnica en la que participa “está constituida por cerca de 50 organizaciones… están todos los colegios profesionales del área salud, las sociedades científicas y por supuesto representantes de gran parte de las universidades, así que las propuestas son variadas”.

La académica de la Facultad de Ciencias de la Salud UTalca agregó que hubo coincidencia en “incorporar el modelo de sindemia en el manejo, que subraya el impacto social del Covid19, por tanto, se hace imprescindible analizar y enfrentar el virus desde un enfoque biológico y social; mejorar la gobernanza y mejorar la comunicación de riesgo, así como mejorar la estrategia TTA (testeo, trazabilidad y aislamiento) para cortar la cadena de transmisión del virus”.

Según indicó, las novedades que arrojó el trabajo grupal en el primer día de sesión, apuntan a “aumentar la vigilancia genómica, puesto que solo se secuencia un 0.2% de los casos positivos; aumentar la vigilancia genómica del virus en pacientes UCI y poner énfasis y recursos en investigar la variante andina del SARSCov2”.

Además, el grupo “Control de pandemia”, propuso -preliminarmente- incorporar medidores de CO2 en espacios cerrados para determinar la calidad del aire y la ventilación mínima para garantizar su renovación, “puesto que se sabe que ventilar las habitaciones de forma correcta es una de las medidas para evitar contagios”, dijo Retamal.

Al mismo tiempo, se habló de realizar “estudios de utilidad de suplementos de Omega 3 en tratamiento de pacientes Covid y estudios de anticuerpos de alpaca como tratamiento”.

REHABILITACIÓN

La académica Carmen Gloria Zambrano, de la Escuela de Kinesiología (quien está en el grupo de trabajo sobre Rehabilitación de secuelados COVID), explicó que “es importante que se implemente un programa de rehabilitación nacional, integral, multidisciplinario y con acceso universal, para estos pacientes con el propósito de optimizar la recuperación de la persona, reduciendo el riesgo de discapacidad y dependencia”.

Agregó que “la evidencia científica ha demostrado que la rehabilitación es una intervención que mejora los síntomas, la funcionalidad la calidad de vida y la sobrevida de los pacientes con secuelas por esta enfermedad y de muchas otras más. Desde el punto de vista de la UTalca, es importante estar presente en estos procesos de toma de decisiones, ya que contamos con infraestructura y capital humano altamente especializado, que puede contribuir en el diseño e implementación de programas de rehabilitación, en los centros clínicos, que amplíen la red de atención de salud, a través de convenios docentes-asistenciales”.

También –señaló Zambrano- es importante “contribuir con la generación de evidencia científica que permita la categorización de los pacientes y crear protocolos de atención. Por último, es relevante contribuir con la evaluación del impacto que tendrá este tipo de intervención en la población”.